Patricia (Patica) Jenkins Gibson (Arequipa, 1954).

Patica Jenkins es considerada en el contexto del arte peruano –aun siendo autodidacta- como una continuadora de la corriente del arte concreto, que ha logrado ir puliendo y creando un sello distintivo y reconocible en el arte contemporáneo universal. Las bases de toda su producción se van sentando poco a poco y en ella el espectador puede descubrir varias etapas en su creación, momentos que permiten hablar de una evolución favorable en su quehacer plástico.

Sus pinturas son continuadoras de la tradición abstracta geométrica que existe en Perú y del movimiento del arte concreto iniciado en la década de los años 30. A su vez, sus lienzos de pequeño y gran formato son afirmaciones constantes de una abstracción pura, que abogan por la experimentación visual y en las que son reconocibles cierta construcción de un vocabulario geométrico investigativo y autoral. Siempre seremos capaces de identificar cuándo estamos en presencia de una obra de Jenkins, ya sea por su delicadeza en el momento de hacer los trazos, por la perfección rítmica de los colores empleados, por la sensación óptica o por la fuerza y equilibrio que transmiten cada una de sus telas, que rememoran las culturas de su país natal.